Vive lejos de tu trabajo y vive mejor

business-woman-daydreaming-400x400

Muchos lo ven como un obstáculo o una desventaja, sin embargo, ¿te has puesto a pensar que no vivir cerca de tu trabajo quizás sea una buena idea? El instalarte demasiado cerca de tu oficina podría ser una presión adicional para ti, llegando a hacerte sentir abacorado, cansado, desanimado o hasta frustrado.

Toma este momento para explorar algunos beneficios que te ofrece el distanciar tu vida personal de la profesional:

Tiempo para ti.Tienes un momento para aclarar tu mente, escuchar tu música favorita, relajarte, pensar o meditar antes de enfrentarte a tu día de trabajo y a todos los problemas laborales que eso conlleva.

Tiempo para tu familia. Puedes aprovechar este período para conversar con tus niños sobre sus vidas y compartir tiempo de calidad con tu pareja.

Vidas separadas. El espacio entre tu casa y tu oficina te traerá una visión más clara y una sensación sicológica más tangible de que tienes vidas apartes y que una cosa no tiene que ver con la otra. Además, tendrás la tranquilidad de que no te encontrarás con tus compañeros de trabajo durante tus días libres o actividades extracurriculares.

Oportunidad de experimentar. Puedes elegir detenerte donde desees, parar a desayunar o entrar a alguna tienda antes de llegar al trabajo.

No estás siempre disponible. Crearás una distancia necesaria frente a tu jefe y colegas que les dejará saber que aún cuando pueden contar contigo durante horas laborables, no estás del todo disponible luego de salir de la oficina o antes de llegar a ella. De esta forma también te evitarás tener que ser el primero que abre o el último que cierra el lugar.

Dejar un espacio entre el hogar y el sitio en el que laboras es saludable. Verás que aún cuando es probable que tengas que salir un poco más temprano de casa, y hacer algunos arreglos, llegarás a tu oficina con un mejor ánimo, serás más productivo y tendrás muchas más ganas de trabajar.

Deja tu comentario

También te gustaría